miércoles, 9 de marzo de 2011

Hana to yume capítulo 1

Bueno ahora sí de lo que va este blog... voy a publicar la primera parte de una historia que empecé en 2009 y aún hoy continuo... tengo muchas más pero empezaré con la primera... y la más estable... Hana to yume - Título provisorio - 
Reseña:
La familia Kodama forma parte de un clan ancestral de mercenarios,  que  actualmente trabaja y apoya el gobierno de turno. Una noche la familia es atacada mientras duermen, la esposa muere en el acto a mano de sus agresores y  el esposo logra escapar y despertar a sus hijos a pesar de haber sido malherido. Los agresores de los padres mueren asesinados en un confuso hecho donde participo un tercer espadachín.
Los hijos de la pareja son llevados por sus protectores personales fuera de la casa, rumbo hacia el bosque. Allí muere el protector del hermano, y luego a sangre fría el niño frente a los ojos de su hermana, quien logra escapar.

Llegados a La ciudad del Este, la primera noche de estadía son asaltados por los rebeldes en busca de joyas. Debido a los disturbios se hacen presentes en el lugar varios Aikokugumis que al no tener testigos de lo sucedido apresan a la joven cuando intenta escapar de la escena del crimen.

El día de la ejecución, la ceremonia es interrumpida por el escolta de la joven que traía una encomienda para el líder del Aikokugumi, mas la sorpresa de todos quien la enviaba era el jefe del Chuugumi, Rintarou Kaneyoshi, que imploraba a la prisionera que hablara, y a Tanaka que negociara con ella. De ahí en adelante comienza a girar la rueda del destino para este personaje...


Una parte del capítulo próximamente completo y por MF...


Tomeranai ame ga...
0    Shiro..., Shiro ven aquí – llama Hana a su hermano menor sentada en el living del hogar familiar. (lindando con el jardín, típico japonés)
Como no obtenía ningún tipo de respuesta decide mirar hacia los lados y cuando voltea hacia la izquierda ve a Hatori que parecía regresar del exterior:
0    ¿Hatori has visto a los Shi?
0    ¿Shi...? - El joven hizo una cara de súbito espanto y prosiguió tartamudeando – S... Señor... Señorita...
0    (Observando el estado del joven de manera muy asombrada) - ¿Qué sucede Hatori?, pareces asustado...
0    Acaso..., ¡¿la señorita está pensando en llamar a las parcas?!
0    ¿Parcas? – con su rostro demostraba que cada vez entendía menos la situación.
0    Se lo digo porque preguntó por el SHA[1]...
0    (Con rostro de percibir lo que sucedía) – Ya sé a lo que te refieres; ja, ja. No Hatori, no es eso de lo que  hablo. – Sonriendo – Yo hablo de los SHI, por Shiro y a Shigure.
0    ¿Shigure y el joven Shiro?
0    Hace tiempo que estoy buscando a Shiro, y como no lo veo pensé que tal vez, estaría con Shigure. Lo extraño es que no veo a ninguno de los dos  en la casa. – Le comenta con preocupación.
0    Según lo que sé desde esta mañana, Shigure está con tu padre atendiendo algunos asuntos. Y el joven Shiro..., la última vez que lo vi estaba en la parte posterior del jardín de la casa entrenando.
0    Mmm, ya veo. Entonces esperaré aquí. – Suspiró Hana con cansancio.
Ella observa como Hatori se marchaba hacia la parte central de la casa. Y continua, luego, observando el jardín para detenerse en el estanque de peces. Y es entonces cuando al alzar la mirada ve como un niño de aproximadamente trece años se acerca corriendo con una gran sonrisa en su rostro. En aquel momento la joven le devuelve el gesto; también sonriendo.
0    Ya es tarde Shiro para estar jugando- Le reprocha limpiándole la cara con una toalla.
0    Lo siento hermana.- le contestó el niño.
0    Mira, ya está anocheciendo; hoy habrá luna llena.
0    ¿Tú crees?
0    Sí. Hoy habrá luna llena. Ahora deja ya la charlatanería y ve a darte un baño; mamá te regañará sino lo haces.
0    Está bien... - Contestó el niño- Pero tú eres peor que mamá - reprochó antes de marcharse refunfuñando.
Hana quien contemplaba el atardecer con una taza de té en sus manos y una sonrisa en suma paz se ve interrumpida por la presencia de otro joven de aparentemente su misma edad.
0    Hana, ¿has visto a tu padre?
0    Shigure.... – Dijo en tono nervioso pausándose un instante – no, no lo vi.   ¿Sucede algo importante?
0    No, no es nada. Necesito entregarle esto – Dice tendiéndole una carta- ¿puedes dársela?
0    Claro, pero ... tú sabes que últimamente ...
0    Tranquila; cuando nos casemos no tendrás que soportar más esto Hana... – La toma y la abraza envolviéndola casi completamente con sus brazos – porque yo lo haré. 
0    Sí... – Contesta intentando esconder la sorpresa del abrazo y luego suspira – tienes razón. Cuando nos casemos...
0    Así es muy pronto...., por cierto... ¿Dónde está Shiro? – Pregunta mirando hacia los costados.
0    Fue a tomar un baño – le contesta soltándose – Shigure deberías cuidarlo mejor, sabes que es una persona importante en la familia, más de lo que tú y mi padre piensan. – regañándolo – Nuestra gente cree en él y lo necesita.
0    Si es así..., yo debería decirle lo mismo a Hatori, ya que no lo veo por ningún lado, tú eres mi prometida y él no está protegiéndote. – le sermonea.
0    Sí pero él no es quien tiene que escoltar al sucesor de la familia. Además Hatori no está conmigo porque le pedí que ayudara a mi madre con la cena.
Igualmente, sabes que él siempre está conmigo; en cambio desde que te convertiste en mi prometido y ganaste la confianza de mi padre no sólo lo apoyas en esos negocios sucios sino que te das el lujo de abandonarlo cuando se te de la gana sin importarte nada. – Le dice muy dolida – Shigure... – suspira – tu eres parte de nuestra familia, pero no olvides que mi hermano también.
0    Hana... – Le murmura el joven asombrado – no me digas que tú... 
Los dos se quedaron mirándose uno al otro, la mirada de Hana estaba encendida de furia contenida y Shigure no se explicaba en su mente tal hecho, así se contemplaron unos minutos hasta que la voz de Nadeshiko (la madre de Hana) los interrumpe:
0    ¡La cena ya está lista!;  ¡Shigure, querido, Hana...!
Cuando Shigure y su prometida se presentaron a la mesa Hatori y Shiro los estaban esperando; el único ausente era el padre de Hana, Naotaka.
0    Hija, por favor ve a buscar a tu padre – le pidió Nadeshiko mientras servía la comida con una sonrisa tranquila en su rostro.
Ella se levantó; pasó por un pasillo del patio externo, se detuvo y miró hacia el cielo:
0    Hoy es noche de luna llena – Murmuró – Pero... por qué presiento que...
Continuando con su recorrido llega hacia una pequeña habitación en la parte anterior de la casa. De espaldas a ella y semi a oscuras se encontraba su padre hablando por teléfono:
0    No, no señor no es posible que me hayan visto. – Se pausa unos segundos y se escucha el cuchicheo que proviene de la bocina del teléfono – Todo saldrá perfecto. Mañana enviaré el informe – En un tono sumamente nervioso – No puede decirme traidor; yo soy fiel a la organización....- se pausa unos segundos nuevamente – sí, claro, adiós. – Luego voltea.
Hana lo contemplaba con un rostro de desilusión inexpresiva.
0    Hana ¿qué hacías allí? – Sorprendido y nervioso.
0    La cena ya está lista – responde dando media vuelta para volver a la mesa.
0    ¿Qué escuchaste? – Le dice precipitadamente tomándola del brazo.
0    (Suspira) lo suficiente; sabes que puedes engañar a cualquiera; a mamá a Shiro; pero a no a mí. Termina con esto o nos meterás en problemas a todos... - le dice mostrándole la carta completamente desplegada - ...seguramente el Señorial lo entenderá.
0    ¿Pero qué dices?
0    Tienes mucha gente a cargo, y Shiro aun es pequeño para tomar tu lugar.
0    No hables más sobre el tema... - le ordena arrebatándole la carta de las manos - ...si bien tu eres mi hija no tienes derecho a decirme que hacer. Tú no eres tan importante en esta casa como crees.
0    Siempre ha sido así – Suspira nuevamente y se marcha.
Sentados a la mesa los Kodama parecían una familia feliz común y corriente; pero sobre todo, todos lucían felices; menos Hana.
0    ¡Hermana es hora de ir a dormir! – Decía Shiro con mucho entusiasmo mientras se sentaba en la cama de su habitación con el pijama puesto.
0    Claro que sí Shiro; vamos, recuéstate así puedo arroparte para que luego te duermas. – le ordena levantando las sábanas.
0    Hermana... – Reprocha Shiro – siempre me tratas como a un niño, pero yo ya soy grande, ¡manejo más de 20 técnicas con la espada!...
0    ¿Ah, sí? – le contesta con una sonrisa disimulada en su rostro.
0    Sí, incluso soy mejor que papá y Shigure. – contestó con total convicción.
0    ¡Oh!, lo había olvidado, ya tienes trece años. Perdón Shiro. – le dice acomodando las cobijas, luego se pone de pie y camina hacia la puerta dejándolo recostado en su cama – Buenas noches Shiro.
0    Buenas noches hermana – contesta antes que ella cierre definitivamente la puerta y cierra sus ojos.   
Antes de cerrar la puerta Hana contempla la figura de su hermano mientras dormía. Después vuelve a la sala de estar junto a Hatori que la estaba esperando.
0    Señorita  usted también debería ir a descansar.
0    Ja, ja, tienes razón Hatori. Pero no me iré a descansar hasta no beber algo contigo, como todas las noches...
0    Está bien, tome – le extiende una taza de té.
0    (Hana bebe un sorbo y pregunta) - ¿Y los demás?, hay mucho silencio en esta casa.
0    Sus padres se retiraron hacia su habitación para descansar, y seguro ya deberían estar dormidos. Shigure...., hoy le toca la guardia del frente de la casa.
0    Ya veo... – suspira - ¿y tú?
0    Como todas las noches me quedaré junto a usted señorita. – se pausa unos segundos –...disculpe que yo no sea como Shigure, tan desenvuelto pero... a mí me cuesta separarme de usted – reconoce agachando la cabeza – a veces quisiera poder ayudarla más...
0    Pero qué dices, estás haciendo lo correcto, tu trabajo es tu trabajo, y en cuanto a Shigure últimamente... sabes que no está cumpliendo con su deber. – en un tono tranquilizante y comprensivo.
0    Tal vez sea porque se está convirtiendo en la mano derecha de su padre y quiere hacer lo que esté a su alcance para cumplir con sus expectativas...
0    A decir verdad no lo sé. – Suspira – Está bien – Dejando la taza de té a un costado - ...me siento un poco cansada, me iré a dormir; buenas noches Hatori – Se levanta y se dirige hacia su habitación.
0    Buenas noches – Le contesta con una leve sonrisa de compasión mientras veía como se marchaba.
La luna giraba cambiando de lugar y las estrellas parecían bailar a su alrededor. Conforme avanzaba la noche la oscuridad de la madrugada poco a poco ganaba terreno en el jardín de la casa principal del clan Kodama.


[1] SHA: Silent Human Anima (respectivamente, alma humana silenciosa)

Bueno eso es todo por hoy.... espero pronto poder volver a actualizar y traer más proyectos!!!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario